Llámanos al 910 14 13 76 / 647 935 514

Sintomas de la ansiedad

Tensión, nerviosismo, preocupación constante, “mi cabeza no para de darle vueltas a todo lo que me sucede”, “no puedo parar y relajarme”, “mi concentración cada vez es peor”, miedo a situaciones concretas, sensación de pérdida de control… ¿Qué me está sucediendo? ¿Van a desaparecer algún día todas estas sensaciones negativas y angustia permanente? ¿Tendré que vivir así eternamente? Estas dudas pueden aparecer cuando nos sentimos ansiosos, preocupados, cuando no sabemos cómo hacer frente a una situación, bien porque es nueva y nunca nos hemos enfrentado a ella, o bien, porque nos desborda y no disponemos de los recursos necesarios para afrontarla.  ¿Es esto ansiedad?

 

sintomas de la ansiedad

¿Cómo se manifiesta la ansiedad?

 Cuando nos encontramos ante una situación temida o tenemos un pensamiento activador podemos sentirnos activados, nerviosos o tensos. Los signos característicos de la respuesta emocional que se desencadena en éstas circunstancias se pueden manifestar en tres componentes o sistemas de respuesta diferentes.

  • Sistema cognitivo-subjetivo. Este sistema tiene en cuenta las cogniciones y pensamientos que aparecen tras analizar una situación (real o imaginaria) como amenazante o peligrosa. La persona se siente incapaz de resolverla al verse asaltada por una gran cantidad de autovaloraciones negativas junto con un elevado sentimiento de aprensión e inseguridad. Aparecen los aspectos de la experiencia interna de la ansiedad como el miedo, la alarma, la inquietud, el pánico, la preocupación excesiva, sensación de inseguridad, sentimiento de inferioridad, incapacidad para concentrarse y tomar decisiones, confusión, desorientación, olvidos frecuentes e ideas obsesivas.
  • Sistema fisiológico-somático. En este sistema se encuentran las alteraciones neurofisiológicas que se desencadenan cuando el sistema nervioso se activa, encontrando manifestaciones tales como sudoración, taquicardia, dilatación pupilar, temblor, aumento de la tensión arterial, incremento de la tensión muscular, aumento de ritmo respiratorio, etc.
  • Sistema motor-conductual. Este sistema incluye todas las respuestas observables en la conducta ansiosa. Los movimientos repetitivos sin finalidad como morderse la uñas, tocarse el pelo o rascarse,  son ejemplos de manifestaciones conductuales de una persona que sufre un estado de ansiedad, así como tics, risa nerviosa, explosiones emocionales, comer en exceso o rechazar la comida, o el abuso de sustancias.  Pero, sin duda, la conducta más significativa es la respuesta de evitación o escape a la situación que producen la activación.

Causas de la ansiedad:

Cuando hablamos de las causas de este tipo de trastornos psicológicos tenemos que tener en cuenta que es un fenómeno complejo en el que intervienen múltiples factores, tanto biológicos como psicológicos, que interaccionan entre sí. Por lo tanto, no podemos explicar las dificultades que presenta una persona ansiosa desde un único punto de vista.

Adentrándonos en las posibles causas de la ansiedad podemos diferenciar entre causas predisponentes, agentes precipitantes y factores de mantenimiento.

Por un lado, existiría una predisposición individual a padecerlo. Es decir, hay personas más vulnerables que otras a desarrollar un trastorno ansioso. Son las llamadas causas predisponentes, y pueden tener una base genética o tratarse de experiencias tempranas. Sin embargo, que exista cierta predisposición no indica que se vaya a desarrollar un problema de este tipo. Hay personas con esta predisposición, pero que nunca llegan a desarrollar un trastorno de ansiedad. Y hay otras que aún sin tener una predisposición si lo desarrollan tras una experiencia traumática o un estrés continuado. Por lo que nos encontramos con los llamados agentes precipitantes, que pueden desencadenar una reacción desadapativa en el organismo.

Hay que tener en cuenta los factores que están manteniendo esta respuesta desadaptativa. Como por ejemplo, conductas de evitación, errores de pensamiento o una baja autoestima. Todos ellos, perpetúan en el tiempo el malestar y la angustia.

¿Cuándo debo preocuparme por mi nivel de ansiedad?

Cada día nos enfrentamos a multitud de situaciones estresantes. Como una reunión de última hora en el trabajo, llevar a los niños a las actividades extraescolares, atascos, prisas, etc.  Ante estas situaciones es normal reaccionar de forma puntual con niveles elevados ansiedad. Esto no tendría por qué preocuparnos, ya que esta activación extra nos va a ayudar a resolver estas situaciones de una forma más exitosa. Sin embargo, si cada día esta sensación es más frecuente e intensa, no nos abandona ni siquiera por la noche, o nos somos capaces de retomar nuestro nivel de activación habitual de una forma fácil y controlada, puede que entonces sí debamos empezar a pensar la posibilidad de pedir ayuda.

Si cada vez te cuesta más controlar tu estado de activación, es demasiado elevado la mayor parte del tiempo, te sientes en tensión y en alerta constante, o  tus pensamientos no desaparecen en todo el día, puede que estemos ante un problema de ansiedad.

Tipos de ansiedad:

 Mantener un nivel de activación elevado en el tiempo puede producir consecuencias en el organismo tanto a nivel biológico como psicológico y emocional. Entre estos últimos podemos señalar los trastornos psicológicos más comunes como:

  • Trastorno de ansiedad generalizada
  • Trastorno de angustia
  • Agorafobia
  • Fobias específicas (miedo a volar, claustrofobia, fobia a conducir, fobia a hablar en público, fobia a la sangre…)
  • Fobia social
  • Trastorno obsesivo compulsivo

 Tratamiento de la ansiedad:

 Desde la Terapia Cognitivo Conductual se abordan los problemas de activación con diferentes técnicas y  estrategias, en función del tipo de trastorno. Disponemos de numerosas herramientas para enfrentarnos a este tipo de dificultades.  De esta forma, se utilizan las técnicas de exposición a estímulos y situaciones temidas en las fobias específicas. Para los errores cognitivos y pensamientos negativos que son tan frecuentes en el caso de la fobia social, utilizamos la reestructuración cognitiva de pensamientos y distorsiones. Además de ayudarnos a generar expectativas de autoeficacia y facilitar la exposición a estímulos, aspectos muy necesarios para superar estas dificultades.

Sin embargo, algo esencial en todos los trastornos de ansiedad es aprender a controlar nuestro nivel de activación de una forma rápida y eficaz. Para ello contamos con las técnicas de control de la activación, como son la relajación y la imaginación guiada.

En ACM psicólogos Madrid somos especialistas en el abordaje de cualquier problemática deriva de la sintomatología ansiosa. Partimos de la idea de que cada persona y cada situación son únicas. Por ello, ofrecemos tratamientos específicos e individualizados para cada persona y situación. Y a su vez, ayudamos a superar la problemática que está produciendo las dificultades analizadas. Para esto es esencial una buena evaluación personal y específica. A partir de ella, elaboramos un plan de tratamiento individual.

 

Escrito por: Patricia Palacios

Etiquetas:, , , , , , , , , , ,

"Trackback" Enlace desde tu web.

Somos especialistas en:
  • Ansiedad
  • Depresión
  • Ataques de ansiedad
  • Agorafobia
  • Terapia de pareja
  • Terapia sexual
  • Intervención en adolescentes
  • Trastornos adaptativos
  • Entrenamiento en habilidades sociales
  • Fobia social
Contacta con nosotros:
910 14 13 76 / 647 935 514
  • Información sin compromiso
  • Psicólogo de urgencias en Madrid

comunidad madrid
Centro autorizado por la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid
Número de Registro: CS15260

ACM psicólogos

Calle Ibiza 36 bajo derecha, Madrid 28009
Metro Ibiza L9 / Metro Saínz de Baranda L6-L9
Horario: 10:00 a 21:00h
Telf. 910 14 13 76
Mvl. 647 935 514

Aviso legal y privacidad

ACM psicólogos
Contacta con nosotros:
910 14 13 76 / 647 935 514

  • Información sin compromiso
  • Psicólogo de urgencias en Madrid
comunidad madrid
Centro autorizado por la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid
Número de Registro: CS15260

Calle Ibiza 36 bajo derecha, Madrid 28009
Metro Ibiza L9 / Metro Saínz de Baranda L6-L9
Horario: 10:00 a 21:00h
Telf. 91 250 36 92
Mvl. 647 935 514

Aviso legal y privacidad